Lentillas y gafas a la hora de conducir y en los exámenes

Hay ciertas personas que tienen una condición en la vista como miopía, astigmatismo, entre otras, aunque no están limitadas para conducir un coche, siempre y cuando utilicen gafas.

Las gafas o lentillas son necesarias para poder restablecer la visión normal. No olvidemos que, al momento de conducir un coche, se debe estar muy alerta a todo lo que nos rodea.

Por ello, debes visualizar atentamente la distancia que mantienes con otros autos, si estos frenan de repente, si hacen cambio de canal, los motorizados que circulan entre los autos, los peatones que cruzan las calles en el rayado o fuera de él, y más

Es por esas razones, que la vista desempeña un papel muy importante al momento de la conducción de un automóvil en cualquier vía.

Cuando presentas tu examen para obtener el carnet de conducir, la ley exige que debes tener en ambos ojos una agudeza que sea superior a 0,5.

En caso de que uses gafas o lentillas, con ellas debes poder obtener este índice de agudeza, ya que el sentido de la vista es imprescindible para conducir.

Recuerda que debes informar de este hecho, al momento de presentar el examen para que lo anoten en tu carnet de conducir.

¿Dónde pone en el carnet de conducir que lleva gafas?

Todas las limitaciones que posee un conductor, son especificadas en la parte trasera del carnet de conducir.

Estas limitaciones se desglosan con un código para cada una; si tienes el coche adaptado por alguna causa, si necesitas gafas o lentillas para conducir, si estás restringido a un límite de velocidad por alguna causa administrativa, y otras.

De acuerdo a la DGT, en los exámenes médicos, el código más común usado es el “01” indicador de la necesidad de usar lentillas o gafas para conducir.

Este código es indicado por los Centros de Reconocimiento de Conductores, al realizar los exámenes correspondientes y detectar cualquier limitación, deficiencia o enfermedad en el momento de conducir un vehículo.

Los códigos que indican cualquiera de estas restricciones, van desde el número 01 hasta más del 100, siendo los más comunes:

– 01.01 Uso de Gafas.

– 01.02 Uso de Lentes de contacto.

– 61 Limitación de conducción diurna.

– 62 Limitación a conducción en el radio de X kilómetros del lugar de residencia del conductor.

– 63 Conducción sin pasajeros.

– 64 Conducción con limitación de velocidad.

– 106.3 Canje de permiso extranjero.

¿Hay que llevar gafas de repuesto para conducir?

Hasta el año 1997, era obligatorio el llevar unas gafas de repuesto para conducir. Actualmente, se mantiene como una recomendación de la DGT.

Es una recomendación que tiene sus bases en lo siguiente:  si por alguna causa el conductor pierde sus gafas o se le rompen, no podrá continuar conduciendo.

Por tanto, las gafas o lentillas son necesarias cuando una persona tiene alguna restricción o debilidad con su vista.

Usando los lentes de contacto o las gafas, una persona puede tener una mejor visión al momento de conducir.

En el caso de que el conductor necesite utilizar gafas para mirar de cerca, se recomienda que use ópticas progresivas para poder observar con claridad el tablero delante de él., el cual indica el estado de los instrumentos.

Cuando existen condiciones climatológicas adversas como lluvia, neblina o nieve, lo más recomendable es no conducir en esos momentos, ya que la visibilidad es escaza y puede ocurrir un accidente de tránsito.

Igualmente, no es recomendable conducir por zonas sin un alumbrado público. Son condiciones no favorables para personas que no tienen problemas de visión y se hacen mayores cuando sí se tienen esos problemas visuales.

Cómo saber si necesito gafas para conducir

Debido a que la pérdida de la visión en condiciones normales es de manera gradual, muchas veces las personas no se percatan de ello.

Puedes experimentar una visión un poco borrosa al leer carteles en la autopista, al mirar de cerca el móvil o el ordenador.

A continuación, se detallan algunos de los signos que te indican que necesitas gafas para conducir:

  • Visión borrosa de cerca: al no tener una visión nítida, se hace difícil leer porque las letras están borrosas y no logras visualizarlas correctamente. Así, los instrumentos en el tablero no los puedes distinguir correctamente.
  • Entrecerrar los ojos: inconscientemente cerramos un poco los ojos para mejorar la visión de lo que estamos observando. Al principio funciona, porque al entrecerrar los ojos se bloquea un poco la luz y nos deja ver con mayor claridad, pero a largo plazo se puede empeorar provocando estrabismo.
  • Dolor de cabeza: es uno de los signos más comunes cuando se tiene alguna deficiencia visual, sin embargo, debido a las diferentes causas que pueden originar el mismo, muchas veces no se asocia con la pérdida de la visión. La mejor manera de reconocer si necesitas gafas, es cuando el dolor persiste mientras lees o trabajas en la computadora y disminuye al descansar la vista.
  • Fatiga visual: por lo general, sientes ardor en los ojos o se encuentran rojos.
  • Estirar o encoger el brazo para leer: cuando te sucede esto, definitivamente necesitas gafas, por lo que debes visitar un oftalmólogo para que revise tu vista y te indique un tratamiento.
  • Necesitas más luz: muchas veces no se pueden leer o ver objetos con una iluminación normal, sino que necesitas acercar el mismo a una fuente de luz para poder distinguir mejor los detalles.

Qué color de cristal de gafas de sol es mejor para conducir

La DGT recomienda utilizar gafas de sol cuando se conduce de día, en especial al amanecer o al atardecer, ya que hay exceso de luz que dificulta observar bien el camino.

Al momento de adquirir unas gafas de sol, encontrarás que existe una gran variedad de colores del cristal de las mismas.

Cada color tiene su función y no son sólo por estética. Los mejores colores para las gafas de sol, son los colores neutros como el verde y el gris.

El cristal de color verde reduce la luminosidad sin afectar la claridad de visión, aunque la percepción de los colores se altera mínimamente.

Otro color de cristal muy recomendado para conducir es el gris. Este color no altera casi la percepción de los colores y reduce la fatiga visual. Los cristales de color gris son muy versátiles.

El cristal marrón es el que menos altera la percepción de los colores, reduce la fatiga visual y filtra las radiaciones azules.

Los cristales de color amarillo o naranja, son los más recomendados para la conducción nocturna o en condiciones de poca visibilidad, ya que aumentan la luminosidad en el camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.